..

..
“Buscad leyendo y hallaréis meditando”. San Juan de la Cruz

..

..
No hay más realidad que la que tenemos dentro. Por eso la mayoría de los seres humanos viven tan irrealmente; porque cree que las imágenes exteriores son la realidad y no permiten a su propio mundo interior manifestarse. Se puede ser muy feliz así, desde luego. Pero cuando se conoce lo otro, ya no se puede elegir el camino de la mayoría. Hermann Hesse.

.

.
Todo lo que se hace por amor, se hace más allá del bien y del mal. Friedrich Nietzsche

.

.
Y...ella tiene el mundo en sus manos...

lunes, 5 de junio de 2017

Esencia y memoria...


Dentro de la existencia concreta de cada uno se va gestando esa tendencia a la perfección, ese impulso tan fuerte a pesar de nuestras limitaciones, es el deseo  del vínculo con nuestros congéneres...ese deseo de querer recordar  a los otros...recordar vivencias conjuntas...y sentir nuestra particular forma de querer...esas perspectivas que acogen cada historia de amor o de amistad...que arrancan, fundamentalmente, de un tiempo vivido, en el que nuestras decisiones y elecciones han ido dibujando los contornos de una personalidad.

Somos desde la memoria, y no sólo del pequeño espacio del puntual recuerdo, sino desde el tejido que nuestros actos han ido formando y que dicen cómo hemos llegado a ser. Pero queremos y deseamos también  como ha querido y desea esa memoria: queremos desde nuestra concreta  y determinada esencia, desde las fibras que han urdido nuestra personal biografía, desde los rincones en que nuestro cerebro ha aprendido, o le han enseñado, a movilizar o a paralizar sus neuronas...

La memoria inventa y descubre el espacio que va cobijando la contextura de nuestra ideología, de lo que pensamos del mundo y de los otros seres, es la voz de ese lenguaje interior...que con toda naturalidad deseamos transmitir a través de nuestras letras...en este caso es la literatura, esa híbrida expresión del espíritu humano que se encuentra entre el arte y el pensamiento puro, entre la fantasía y la realidad...que puede dejar un profundo testimonio de este trance, y quizás sea la única creación que pueda hacerlo...


16 comentarios:

  1. La memoria es el interruptor que nos pone en marcha, nos dice que hay que hacer en cada momento, sin ella seria un empezar continuo. Y esta es solo una clase de memoria, hay otras. Que no se me olvide mandarte un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y a mi que no se me olvide darte las gracias por venir aquí sea como sea...

      Besos y abrazos.

      Eliminar
  2. La memoria, no sólo inventa, descubre, también guarda toda vivencia de nuestras andanzas, con ellas teje nuestra historia.
    Historia de la que en nuestras letras sólo trasmitimos una pequeña parte, que según se comprenda será una luz en la senda.
    Gracias por tus profundas letras.
    Un abrazo.
    Ambar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti, Ambar, por venir y leer estas "reflexiones" y que te hagan pensar...

      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  3. Somos desde la memoria, que es un tapiz que se borda y reborda, se añaden matices, se corrijen realidades, se matizan pasiones, somos desde la construcción de nuestro yo que se desplaza hacia el futuro desde un pasado siempre cambiante.
    Y quizás solo desde ahí queremos, a mitad del camino del recuerdo y el anhelo, que rara vez es el presente.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues claro que sí, que la memoria es como lo que escribimos, que lo leemos y re-leemos, y lo adornamos con esos matices que les dan resplandor...

      Besos.

      Eliminar
  4. Tengo una memoria de pez...apenas recuerdo y en mi cabeza se entrelazan recuerdos, que a menudo me confunden

    Tengo solución?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja,ja, no te creo nada, seguro que te acuerdas de todo lo que te digo...todo es poner atención, o ganas de querer...
      como esos niños que se dice que no retienen nada de lo que el profe les dice, pero que se saben de memoria todos los nombres de su equipo de fútbol preferido...

      Besos.

      Eliminar
  5. Que no nos falte nunca la memoria, aunque sea para recordar cosas poco agradebles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa memoria que es imprescindible para saber quienes somos...

      Un beso Tracy...que a ti los besos siempre se te olvidan...

      Eliminar
  6. No somos más que la suma de nuestras vivencias y nuestros recuerdos. Somos la memoria de lo que quisimos y no pudimos ser. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo con esta reflexión que me dejas, Emma, porque somos todo lo que vivimos y los sueños que recordamos con nuestra memoria...
      Un beso bien grande.

      Eliminar
  7. Fíjate que como bien has titulado el texto, ambas, esencia y memoria, van cogidas de la mano en ese viaje fascinante del Ser, de lo que somos y sentimos… Pues la memoria, son todos esos hilos engarzados y tejidos sobre ese tapiz que es nuestra esencia, y que a su vez, va forjando, creando, el resultado de esa obra; nosotros… Pero nada Es, si no ha sentido la luz, si no ha parido de alguna manera todo eso que se ha incubado, por lo que de alguna manera, buscamos vías de expresión, de comunicación, para transmitir (nos) y que nos vean, pero sobre todo, que nos sientan, porque al fin y al cabo, ese es el fin de todo, vivir, o lo que es lo mismo, sentir…

    Es por ello, y como tan magníficamente has tratado en tu texto, que somos el resultado de todo lo vivido, por lo que a pesar de pesares, nunca, me arrepiento de ese camino que pisé, ya fuese entre pétalos, o entre espinas (que fueron muchas y profundas) porque, gracias a ese trayecto y aun cuando pueda parecer irónico, soy lo que ahora soy…

    La música… bueno, Enya es una de mis grandes musas… En realidad entrar en tu casa es encontrarse con una maravillosa musa… porque siempre me provoca ese viaje de mente y alma…

    Pues un placer, mi preciosa amiga…

    Bsoss enormes, y muy feliz noche 😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Porque es el camino de la vida, ese sendero que nos nos va diciendo quienes somos, nuestras vivencias, nuestros deseos, nuestros sueños van tejiendo esa esencia que somos. Y si como dices, a veces es arduo el camino, e incluso se levantan muros ante nosotros, no los debemos ver como obstáculos, sino como escalones que hay que subir para crecer...esta es la vida, a veces un vergel a veces un pozo oscuro...pero somos supervivientes...

      La música, sí, esa maravilla que el ser humano ha creado, porque en el fondo también somos dioses...

      Un beso enorme lleno de cariño, queridísima amiga.

      Eliminar
  8. Algo que curiosamente se planteo en la serie The Flash. Al personaje le borran la memoria para engañar a un doble futuro y maligno.
    Y resulta que le borran más de lo pensado. Y se olvida de las tragedias, que no le faltan. Y llega a sentirse feliz. Pero se llega a la conclusión de que le han borrado su identidad. Así que el personaje decide recuperar su memoria, para recuperar su esencia, además de los buenos recuerdos, que tampoco le faltan.

    Y es cierto que no se recuerda lo que sucedió sino una reconstrucción de eso.
    Es cierto lo de descubrir e inventar.

    Hermosa la voz de Enya.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me has hecho recordar un filme que vi hace algunos años, y que siempre lo recuerdo cuando se habla del olvido..."Olvídate de mí", es una película muy interesante, el protagonista quiere erradicar el sufrimiento que le producen aquellos recuerdos que le impiden ser feliz, pero a la larga se da cuenta que no lo va a conseguir ante la negativa de admitir que el sufrimiento psicológico no le dará la felicidad...

      "El dolor y el sufrimiento son elementos importantes que forjan el carácter y ayudan a construir la individualidad. Eliminar, sin más, el dolor de la ecuación nos conduciría inevitablemente a Un mundo feliz, pero no en el sentido literal, sino en el huxleyano. Correríamos el mismo destino que aquellos que permanecían en el País de los lotófagos de la Odisea, donde el ser humano, en su idilio narcótico y despreocupado sufre, según Adorno y Horkheimer, una regresión en el proceso de individualización"

      Besos.


      Eliminar

El Demonio no tiene razón; pero tiene razones. Hay que escucharlas todas. Antonio Machado.