..

..
“Buscad leyendo y hallaréis meditando”. San Juan de la Cruz

..

..
No hay más realidad que la que tenemos dentro. Por eso la mayoría de los seres humanos viven tan irrealmente; porque cree que las imágenes exteriores son la realidad y no permiten a su propio mundo interior manifestarse. Se puede ser muy feliz así, desde luego. Pero cuando se conoce lo otro, ya no se puede elegir el camino de la mayoría. Hermann Hesse.

.

.
Todo lo que se hace por amor, se hace más allá del bien y del mal. Friedrich Nietzsche

.

.
Y...ella tiene el mundo en sus manos...

lunes, 8 de febrero de 2016

Niebla


Hoy está nublado. Niebla. Es uno de esos días en que como no ves bien lo que te rodea, giras  tus globos oculares dentro de las órbitas hacia dentro...vas escaneando y te imaginas por dentro..lo que eres y lo que eres por fuera. Y te das cuenta de que no sabes nada de ti. Que casi siempre estás más por aquí que por tus adentros...Es mi manera de decirlo ¡tan sencillamente!

Aunque supongo que también hay mil formas de decirlo...y podría decirlo si no sintiera lo defectivo de mi escasa intuición, o tal vez mi falta de experiencia analítica. Realmente no debería afligirme por ello pues mi vida es aún corta para tanta biblioteca. Tengo que dejar de inquietarme con la lectura; porque mientras leo un libro pienso en otro que podría estar leyendo en su lugar. Es un poco así, supongo que aprenderé a sosegarme con los años.

Hoy apenas he movido el cuerpo. Ni siquiera he salido a correr un poco....Y leer a veces me ayuda mucho. Pero salir a mover las piernas, andar y correr... es lo que facilita a las neuronas en su sinapsis. Eso al menos es lo que aseguran los expertos. Pero mi deseo más perentorio en este momento es la quietud de no pensar en nada.

Ahora, en estas horas, las más silenciosas de la mañana, lo que me apetece es no hacer nada, no pensar en nada.. Detrás de los visillos intuyo vagamente siluetas a lo lejos. Una sombra difuminada se agacha como para tomar aire, otra recoge con su guante de plástico los excrementos de su perro. Y más allá bruma y mar...apenas unos reflejos de rayos ardientes que es la maravilla entre los mortales. Un hombre lanza piedras en el mar, agitando a su perro y ambos  van corriendo por encima de sus posibilidades...


30 comentarios:

  1. Las primeras horas de la mañana son para mí las más bellas del día, y no hay mejor momento para pensar y no pensar que ese mismo, solo apto para madrugadores. Ya correrás mañana, o pasado, o al otro. ;)

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mover el cuerpo es sano, y ya sabes; mens sana in corpore sano.

      Saludos.

      Eliminar
  2. A veces los libros te atrapan sin dejarte ni tan siquiera salir de ahí. La realidad se vuelve rutinaria y las páginas obsequian un mundo fantástico.

    Eso sí leer con semejante mano, en semejante lugar, dificil

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es. Eso es como una puerta que se abre y ves algo que no se ve en lo cotidiano.

      Y sí, la lectura a veces te lleva por unos derroteros...que te echen una mano amiga no viene mal...

      Eliminar
  3. La vida es una sucesión de etapas, momentos, y nosotros giramos cual peonzas con ellos… Pero es parte del encanto de esta vida, y de nosotros, nuestra naturaleza, que nos hace deambular de un lado a otro, luz, oscuridad, correr, quietud… Supongo que todo es parte del equilibrio, y cada uno de esos momentos nos aporta cosas maravillosas, siempre que sepamos canalizarlos, para que en verdad nos colme por dentro, alimentando el espíritu, e incitando nuestros pasos al cuidado y actividad de nuestro cuerpo, que son también tan necesarios…

    Me ha encantado leerte, tus letras siempre llevan de la mano a la reflexión, al sentir, y eso sin duda, nos enriquece…

    Precioso vídeo!

    Te dejo el enlace a mi blog, por si deseas visitarme, me encantará que lo hagas :-)

    http://ginebrablonde.blogspot.com … te lo dejo por aquí, porque me dicen que a través de mi página web, no pueden acceder…

    Mil Bsoss y feliz semana! ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ginebra, me he acercado a tu blog. Es precioso; en imágenes y letras una maravilla. Me ha encantado.

      Besos.

      Eliminar
  4. Qué bien que nada apetezca, que la niebla nos deje desnudos ante el espejo, y el espejismo de la felicidad en manos de los paseantes nos regrese a la tremenda finitud del ser, que aún siendo, nos permite florecer... entre la niebla.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy bello tu comentario. A veces la lectura te abre caminos placenteros...

      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Perderse dentro, dejarse conquistar por la niebla, quizás nos asusta lo que podamos encontrarnos.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Adentrarnos para ver quienes somos, a veces puede ser peligroso; podemos encontrarnos con algo que no nos gusta...
      Un beso.

      Eliminar
  6. Hola Marián.. Creo que ha de haber tiempo para todo, para correr, para leer, para pensar y para estar en silencio, escuchando los sonidos del silencio, pero que difícil es eso, para sentir los sonidos del silencio, hay que estar en un lugar que solo haya silencio absoluto.. Yo soy un maniático del silencio, porque los ruidos me destruyen.. en el silencio esta la vida..
    Un abrazo..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para todo hay tiempo, como dice el Eklesiastés.
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Esta mañana de niebla,temprano, corría por las afueras de mi ciudad, bordeando el río, por caminos solitarios de tierra, entre huertas y campos rojizos escarchados. No encuentro mejor manera de conocerme,en mi esfuerzo, solo yo, escuchando música y pensándome a mi mismo.
    Me recordó a eso tu escrito, a buscar momentos para estar con uno mismo, sin reproches.
    fuerte abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "pensándome a mi mismo" ¡cómo me gusta tu manera de decirlo! Hasta en un simple comentario se nota que eres poeta.
      Un beso.

      Eliminar
  8. Fui un día a la peluquería y estando allí solo pensaba en las cosas que podría estar haciendo en ese momento, luego recapacite y de todas las cosas que pensé solo tenia tiempo de haber hecho una, no las diez que había imaginado, pero a pesar de ello no he vuelto a la peluquería. De momento hago lo que creo que tengo que hacer cuando me parece. Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo nunca voy a la peluquería, Ester. Lo siento por los que viven de eso...que ahora se les llama estilistas. Tengo mi estilo propio: pelo largo, liso y limpio. Los peluqueros casi siempre intentan seducirte para que te lo cortes. Y si tu lo tienes corto pues es que será tu estilo y punto.
      Abracito.

      Eliminar
  9. Un video precioso y unas palabras que no sólo conectan contigo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad, estoy contigo, el vídeo es precioso. Besos.

      Eliminar
  10. Hola Marián, aunque según las matematicas dos infinitos sean exactamente iguales en tamaño, para mi limitada percepción el espacio hacia dentro resulta más inabarcable. Nadie es buen detective de si mismo pero hacemos nuestras pesquisas ;) Infinita e inabarcable es la literatura para un mortal. Es cuestión de elegir o como en mi caso, dejarme llevar por el "Amor fati". Hace como medio año que volví a salir a correr. Toda vez que desde hace unos años tenía olvidada cualquier actividad física , me ha venido genial. Los expertos deben tener razón. Está claro que necesitamos cierto punto de equilibrio entre cuerpo y mente o entre el abismo y el cosmos. En fin... me ha gustado mucho tu reflexión, me veo reflejado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Salir a correr y leer son mis prioridades de cada día. Pero también hay que comer...trabajar y esas cosas para vivir, aunque eso sólo sean una parte de la vida. Si por mi fuera sólo haría las cosas que me gustan.

      Muchas gracias, Al Tagrí, tu siempre tan amable con lo que escribo.

      Un beso.

      Eliminar
  11. Yo hoy he cambiado el madrugón de running por desayuno super tranquilo con lectura.
    DE vez en cuando tb el cuerpo necesita otro tipo de ejercicio.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al cuerpo siempre hay que darle lo que necesita, claro que sí.
      Besitos.

      Eliminar
  12. Pues para faltarte "experiencia analítica", como dices, yo creo que te has analizado muy bien en ese día nebuloso que, por otro lado, lo has descrito con tanta nitidez que me he visto detrás de ese cristal de la ventana mirada hacia la bruma de la playa.

    Un beso, Marián.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces a través de los cristales de una ventana se ven cosas que quizás no ves de más cerca, imagino que es como cuando estás dentro del bosque, que no aprecias los árboles...además ver las cosas en nebulosas fuerzas un poco a la imaginación.

      Un placer, Marisa, verte por aquí.
      Un besote.

      Eliminar
  13. si bien se mira, el estado de permanente quietud, niebla o humo simplemente, es la clave de la felicidad.
    cuendo las cosas se suceden por la propia inercia del tiempo ( o del reloj, claro!). Más todavía si al nuestro ladito bueno está el libro que jamás deseamos termine....
    buena reflexión, Marian

    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así lo creen los taoístas, que la felicidad se consigue dentro de esa quietud que te vacía de prejuicios y preocupaciones y te limpia la mente de negruras...dicen que así llega la luz...
      A mi me llega leyendo; es algo más prosaico, pero al menos no me quedo dormida con esa quietud...

      Besos.

      Eliminar
  14. que hermoso tecto mi admiración para vos

    ResponderEliminar

El Demonio no tiene razón; pero tiene razones. Hay que escucharlas todas. Antonio Machado.