..

..
“Buscad leyendo y hallaréis meditando”. San Juan de la Cruz

.

.
Soy imprecisa, poco inteligente, y demasiado malvada. ¿Qué significa malvada? Que no me importa ver sufrir a la gente. De vez en cuando, me gusta. "Tres veces al amanecer"

.

.

martes, 10 de noviembre de 2015

¿Pienso, luego existo?


Si la fe mueve montañas, como decía aquel hombre, y la fe por tanto da vida a los que creen en esa afirmación, habrá que tratar con mucho respeto a toda esa gente tan sensible con los principios religiosos.

A estas alturas la ciencia dice que "la idea de que el hombre se creó a imagen y semejanza de Dios sin duda puede descartarse". El cuestionamiento de la condición única de la humanidad en la creación es igual de alarmante que la afirmación de Copérnico según la cual la Tierra no es el centro del universo, escribe Nancey Murphy, una filósofa del Fuller Theological Seminary, en su libro "Bodies and souls or spirited bodies?"

Otros científicos también cuestionan esas preguntas que pueden hacer los creyentes sobre el alma ya que no es un tema para la ciencia "no es algo físico y el mundo de la ciencia no puede investigarlo"
Como tampoco creo yo que pueda investigarse científicamente sobre eso de que Dios lo ve todo y está en todas partes...¿se podría comprobar eso? Quizás sí, los estudios de la Mecánica cuántica están ya muy avanzados. Y si fuera eso cierto ¿se podría comparar a Dios con un voyeur sin  alma, despiadado, contemplando a esas muchedumbres abandonadas y sin rumbo, a la deriva, al pairo y hacia ninguna parte... esas atrocidades que se cometen en las guerras, esos niños a la intemperie con  los padres desesperados, esas guerras que utilizan a los niños como herramientas, poniendo armas en sus manos, adiestrándolos para matar. Eso y las mil y una masacres que el hombre va sembrando por todo el orbe?

Y...

¿Sufre Dios ante esas atrocidades?
Yo creo que no.
Dios es un ser perfecto, no puede sufrir...
En el Cielo sólo hay paz, música celestial, bienestar  y tranquilidad...
en ese cielo bendito se está por encima del bien y del mal.



43 comentarios:

  1. La fe mueve montañas y explica lo que no entendemos. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, yo también lo creo; el poder de la mente es inenarrable...
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Dubito, ergo cogito, ergo sum. Una variante que plantea primero dudo, por lo tanto pienso, por lo tanto exista. Hay que duda está pensando, por lo tanto existo.
    Y si el hombre fue creado a imagen de un creador, tal vez haya heredado sus imperfecciones, sus dudas.
    El antiguo testamento presenta un dios lleno, de ira, de imperfecciones. Que más de una vez habla en plural. Y algunas de sus acciones lo acercan a los dioses griegos como Zeus.
    Los gnosticos plantearon que el dios de antiguo testamento era un dios subalterno, que hizo un mundo torpe, donde el mal existe. Y que el del nuevo testamento es el dios supremo, Abraxas. Claro que hay argumentos a favor de la primera idea, no tanto de la segunda. Ya que el dios suprema sería responsable del desastre final del que habla el Apocalipsis.
    Y hay un episodio donde los apostoles usan el poder para producir la muerte de un matrimonio que les donó la mitad de la venta de unas propiedades. O sea que lo querían todo, unos ambiciosos y desagradecidos. ¿Que clase de dios favorece a esa gente?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa es la idea cartesiana, sí, la que está llena de dudas...pero que termina de un plumazo con "cogito ergo sum". Antiguamente todos estos eruditos, se tomaban mucho más en serio la "naturaleza" de Dios o los dioses. Han sido los católicos con sus catecismos y sus versiones apócrifas de la Biblia para gentes de pocas luces las que lo han echado todo a perder.
      En la Biblia se ve claramente cómo ha evolucionado esa idea de Dios. El relato de la creación del hombre está en el Génesis uno y el el Génesis dos...con la variante del adoctrinamiento en el dos. El nombre de Dios también va variando en los documentos: Adonai,Elohim, Yahvéh, Jehová. En el Paraíso es un dios antropomórfico y que a veces habla con algún otro colega...y que tiene guardaespaldas que lo protegen con espadas de fuego.
      El Nuevo Testamento ya va por otros registros...Después de Herodes surgen otras religiones y en los Hechos de los apóstoles se narran cosas tan curiosas como esa que citas del matrimonio para quedarse con todo...Un materialismo tan exacerbado que pone los pelos de punta. Y tanto Pedro como más tarde Pablo (Saulo de Tarso) se "ventilaban" a los disidentes en las primeras de cambio. La Biblia leída entera es fantástica...

      Eliminar
  3. Hola Mariän... Has propuesto un tema muy, y muy complicado, probablemente sin que arroje una luz real... es la diferencia entre lo divino y lo humano, aunque lo divino, siempre sea un deseo, y lo humano una realidad, una cruda realidad...
    Abrazos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguramente lo hago sin querer...es por buscarle un sentido a todo, aunque nada tenga sentido...
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Todo lo que desconocemos lo transformamos en algo divino o del más allá, es como surgieron las religiones. La fe, es un invento para que creamos a otros aquello que nosotros desconocemos o que por comodidad no queremos llegar.
    En el mundo de la ciencia la fe sería una hipótesis y en el mundo de la calle una utopía.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo desconocido nos llama, es lógico querer saber. Venimos a este mundo si saber nada de nada. Siempre se ha buscado alguna razón a los fenómenos naturales...antes de la ciencia se personalizaba todo lo desconocido con alegorías, las religiones y nuestra capacidad de imaginar han hecho el resto

      Saludos.

      Eliminar
  5. La inteligencia es la capacidad de relacionar conocimientos que poseemos para resolver una determinada situación. 
    ¿Es capaz el Cosmos acéfalo de relacionar con inteligente inconsciencia los guijarros de esa gravera proyectil que es la materia, que se expande radiante y velocísima desde que aconteció -dicen los que creen saber- el último Big Bang? 
    Sin consciencia (conciencia) no hay discernimiento ni elección posibles: sólo quedan las infinitas combinaciones que se plasman en innúmeros errores hasta que..., hasta que un día (¿un día?) el Azar nos amanece una enhiesta Catedral gótica, primorosa en calados y cresterías, y en la que las gárgolas contemplan con ojos impertérritos la grey que hormiguea abajo, ajena y despreocupada de los porqués esenciales.
    Ya sé que fueron los hombres los que levantaron los templos medievales pero..., ¿alguien se iba a extrañar porque en algún remoto planeta el Azar Universal hubiese erigido espléndidas catedrales plenas de belleza y proporción arquitectónicas? ¿Acaso no es más difícil parir un centauro de Tesalia, o tender la escalera de la doble hélice, o excavar el cañón del Colorado? Y qué decir de la mórbida curva del cuello de Beatriz... 
    Pero antes que la Catedral, aquella misteriosa vis plástica habría parido trillones de engendros deformes y aberrantes arquitecturas imposibles que se iban al suelo apenas tomaban altura. 
    Y ahora admiramos la soberbia Catedral, prodigioso alarde de las potencias del Cosmos. Que no otra cosa son sino concentrados de polvo sideral -desde las sandalias al cerebro, desde el astrágalo a la mitra- los canteros, arquitectos, obispos y demás partículas estelares que hemos dado en llamar Hombres.
    Colofón: si las cosas parece que son así, ¿a qué seguir hablando de "inteligencia"? ¿No será que cuesta mucho desprenderse de viejos atavismos y que, al remitirlo TODO a aquella inteligencia abstracta, ocurre que sigue brujuleando en nuestro subconsciente la idea de la divinidad, que tanto se han aplicado en troquelarnos en la mente desde que nacimos?
    Creo que este átomo que es el Hombre carece de los instrumentos que le hagan capaz de aprehender semejante arcano: nos vamos a quedar con las ganas, pero lo divertido radica en el intento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Oooh! y es que todo son prodigios, y no es de menor rango éste tuyo del don de la palabra. Leerte es como dejarse arrastra por un torrente..enamoras a las palabras y consigues que se asomen con el cuello estiradito para ver qué hay al otro lado del muro...Para los que queremos saber y somos esclavos del conocimiento ( ese tirano que cada vez nos exige más), con cada descubrimiento nos enardecemos. Y es divertido, ya lo creo...
      mecomolacabezaunmontón cuando veo que hay una inmensidad de preguntas sin respuestas....

      Eliminar
  6. Hola paso de visita por tu blog me encantan tus entradas escribes muy bien. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por venir a leerme y comentar...y gracias por el piropo.

      Saludos.

      Eliminar
  7. Me he resignado ya a irme de este mundo sin comprender nada de nuestros orígenes, destino, y sentido de la vida.
    Ni de Dios si hubiera, ni de nada.
    Como los precedieron moriré sin haber descubierto el porqué y el cómo de todo.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una cosa tenemos muy clara y es que nacemos para morir. Y si siempre estamos buscado sentido a todo...mejor no volvernos locos y a pasarlo lo mejor que podamos.

      Besos.

      Eliminar
  8. Dios no existe, sin más

    Y si alguna vez lo hizo, mal trabajo dejo en la tierra

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, por lo menos tú no eres ateo, si acaso un poco agnóstico...vamos que tú no te rompes la cabeza con Dios y todo eso.

      Eliminar
  9. Hola Marián, la arrogancia homínida pretende medir su propia grandeza por la del supuesto arquitecto. Yo personalmente ando siempre dudando, según la procedencia del viento, entre el agnosticismo apático o sea, que me la refanfinfla saber si existe o no Dios y el nihilismo absoluto: somos un cómico accidente biológico que se disolverá por si solo y en tiempo astronómico no habremos sido más que un suspiro. De todos modos, la idea de que todo sea fruto del azar es fascinante porque en dicho suspiro cabe todo lo extraordinario y todo lo terrible que una mente pueda llegar a imaginar, que no es baladí.
    Un placer.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si vamos al principio nos encontramos con aquello de "sólo se que no se nada"...y en esas noches de luna llena si miramos al cielo crece nuestra incertidumbre ¿quienes somos y qué estamos haciendo aquí? Misterio tras misterio...
      Besos.

      Eliminar
  10. Marián, tenés razón, si dios es perfecto, no tiene por qué sufrir. Yo creo que tal perfección le otorga un toque de inocencia, pues en realidad no sabe qué pasa en este mundo. A la final está ese dios perfecto y el de las religiones, el de las religiones lo creamos nosotros.
    La frase "La fe mueve montañas" podemos verla como evidencia del gran talento de nuestra imaginación y el lenguaje.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto que al poder de la imaginación se le puede dar atributos...hasta insospechados, pensar en qué fue primero si el huevo o la gallina también se las trae. A mi lo que me hace pensar es que el cerebro tenga esa capacidad de examinarse a sí mismo.

      Abrazos.

      Eliminar
  11. No sé si en tanto que penamos existimos. Tal vez es la palabra, que nombra, o la que usamos cuando designamos, con ella, la realidad de lo que nos rodea o nos llena por dentro.

    Buen post. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso se suele decir, que lo que no se nombra es como si no existiera; pensar en lo que existe...y hasta en lo que no existe...eso sí que es crear mundos.

      Gracias, Albada, un abrazo.

      Eliminar
  12. No puedo pensar en abrazar una Fé que predica un Dios tan poderoso y distante como para permitir tanto dolor injusto mientras no deja de llevar cuenta de dónde metes las manos, sobre todo si te gusta.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede que muchos tengan fe en Dios y que para ellos exista. El intríngulis es saber si Dios tiene fe en nosotros...
      Un beso.

      Eliminar
    2. ¿Y por qué tener que abrazar un fé? Bastaría con dejar fluir el río de la vida de manera natural, sin interpretaciones e interrupciones, para que éste llegase al Océano final.

      Ni el río ni el Océano permiten nada ni llevan cuenta de nada… Es todo mucho más simple.

      Eliminar
    3. Pues que así es, o tendrían que ser...pero para eso se necesita ser libre completamente y estar seguro de nuestros razonamientos...hay mil cosas que nos condicionan, y para llegar a ese estado de plenitud, al margen de todo y de todos...quizás sea inevitable el aislamiento...Y eso, Ernesto, yo no lo veo tan simple.

      Eliminar
    4. ¡Vaya! Juraría haber respondido a Pilar...

      Hola Marian. Das varias claves para el tema. incluidas las mil cosas... Bastaría con no aferrarse a ellas! Si bien he de reconocer que no es fácil. Sencillo sí. pero no fácil.

      Eliminar
    5. Fíjate si no es simple que en en este detalle de responder a un comentario...nos hemos confundido. Yo creía que respondías a mi respuesta a Pilar, jaja, porque éste es mi blog. Para ponerte en contacto con Pilar sólo tiene que pinchar en su comentario, en su nombre y te lleva a su blog...
      Saludos.

      Eliminar
    6. ¡Es simple! Pero como bien sabes tendemos a complicarlo casi todo.

      Y sí parece que nos hemos confundido pero..., podría no ser todo tan simple jajjajajaja... Tú te has incluido en mi blog sin decir esta boca es mía. Y yo he querido saber quien eras. Después Pilar nos ha servido para hacer unas risas. ¡Bienvenidas!

      Gracias por la guía para contactar con Pilar :)

      Un abrazo.

      Eliminar
    7. Confirmado. Lo que dices de que "Es todo mucho más simple". no creo que sea tan simple...jajajja...bienvenido.
      Un abrazo.


      Eliminar

      Eliminar
  13. Esto m hace acordar de Borges, y su ida de que somos fichas de un ajedrez, ue mueve un dios juguetón. UN abrazo. Carlos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bien...Borges y su metafísica..."Dios mueve al jugador y éste, la pieza"
      Un abrazo.

      Eliminar
  14. La fe no se puede explicar por la razón. Besos.

    Si Dios existe estará en el corazón declas personas, no creo que sea un espectador neutral.
    A mi me enseñaron que dios es Amor, si existe debe de estar en el corazón de las personas.

    A esto no lo veo científico , ni que se pueda razonar.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que sí, que dios es amor...pero recuerda que el amor es ciego...

      Eliminar
  15. Es un tema complejo, Marián, Dios, el Cielo... no sé, cada vez le tengo menos fe a todo eso. No hay vueltas, es una cuestión de fe.
    Un beso grande.
    HD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Humberto, si te digo la verdad he querido en éste post ponerme en la piel de esa gente sencilla que nunca se plantea sobre la existencia de Dios.: lo dan por hecho puesto que desde su nacimiento les han educado con esa creencia, así que ya es un hábito. Y hay que respetar eso.
      Pero ya sabes como soy, que al final siempre me tienta darle otra vuelta de tuerca, jaja, ¡no puedo evitarlo!
      Pero como no soy Humberto Dib...pues no lo bordo. Pero ahí queda.
      Beso grande Humber...

      Eliminar
  16. Creo en el Dios de Spinoza, que nos revela una armonía de todos los seres vivos. No creo en un Dios que se ocupe del destino y las acciones de los seres humanos..
    Lo dice un amigo mio...
    Beso
    S

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Descartes llega a la conclusión de que Dios está lleno de atributos, infinitos, divinos...Spinoza le para los pies y se limita a citar dos: pensamiento y extensión...Metafísica, ya ves.
      Un beso.

      Eliminar
  17. Es curioso, pero asumimos de manera tan natural e incuestionable el hecho de afirmar que si dios existe necesariamente ese dios debe ser bueno... Dios perfectamente podría ser un ser perverso. Darnos vida, sí, pero una vida mala en donde a él le plazca nuestro sufrimiento y se regocije en nuestra muerte. ¿Por qué necesariamente debe ser bueno? ¿Qué hay de lógico en ello, más allá de que nos convenga suponerlo?

    Un arma es una construccion compleja, por lo demás, de hermoso diseño. Sería raro asumir que el ingeniero tras esta obra es un ser bondadoso, cuando la misma se concibió para hacer daño. De esta forma, por qué no asumir que la vida también fue concebida por dios para hacernos daño?

    Los seres humanos tendemos a proyectar a dios en nuestros actos: el que muchos tengan hijos por amor, no prueba que dios nos haya tenido a nosotros por amor. No tenemos evidencia para sustentar esa afirmación. Simplemente la asumimos. Asumimos que dios condena la maldad porque nosotros condenamos la maldad. Parecería absurdo asumir que dios es homofóbico porque nosotros somos homofóbicos, sin embargo, ¿tiene sentido asumir que dios ama la vida porque nosotros amamos la vida?

    A la pregunta: si dios existe, por qué permite que pasen cosas malas? Por qué el sadismo, por qué los terremotos? La respuesta podría ser: y por qué no?

    Saludos, y con tu permiso, me hago seguidor de tu blog.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, tú hablas de fe, en el supuesto de que Dios exista. Y que en ese caso no sería a nuestra imagen y semejanza...o quizás si: ya que nos destruimos constantemente. Pero si piensas en que los dioses son obras de los hombres...entonces tienen los atributos que el ser humano les ha dado.

      Saludos, y gracias por seguirme.

      Eliminar
  18. Los únicos atributos que el hombre da a los dioses que construye a su imagen y semejanza es la idea o apariencia que de él se hace. ¡Simple!

    El hombre se pregunta algo... que cree que tiene sentido. Después se pasa media vida recorriendo el mundo buscando la respuesta... a su propia pregunta.

    "«Usted perdone», le dijo un pez a otro, «es usted más viejo y con más experiencia que yo y probablemente podrá usted ayudarme. Dígame: ¿dónde puedo encontrar eso que llaman Océano? He estado buscándolo por todas partes, sin resultado».

    «El Océano», respondió el viejo pez, «es donde estás ahora mismo».

    «¿Esto? Pero si esto no es más que agua... Lo que yo busco es el Océano», replicó el joven pez, totalmente decepcionado, mientras se marchaba nadando a buscar en otra parte."

    Anthony de Mello.

    Confirmado Marián. Es todo mucho más simple! (sonrío)

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Y por mi parte cierro el tema "buscando a Dios" con esta entrada:

    http://majadahonda11.blogspot.com.es/2015/04/mierda-de-vaca.html

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí, está en nosotros...en ESO...
      Siempre he pensado que la verdad está en las preguntas...nunca en las respuestas....

      Abracito.

      Eliminar

El Demonio no tiene razón; pero tiene razones. Hay que escucharlas todas. Antonio Machado.